POTENCIA CONTRATADA EN TARIFAS 3.0 A y 3.1 A

Hace unos días, contactó conmigo la propietaria de una tienda destinada a la venta de alimentos congelados.

Me transmitía su gran indignación y preocupación por las constantes subidas del precio de la electricidad y como consecuencia, el aumento del coste directo que repercutía en su negocio.

Se reducen los beneficios y aumentan los costes directossi sigo así tendré que cerrar…… -, me decía muy preocupada.

La Señora me comentaba que no podía entender que estuviera pagando mucho más en sus facturas cuando había apagado una línea de congeladores en la tienda. Como consecuencia a la crisis, su clientela había disminuido y decidió prescindir de una línea de congeladores destinada a productos más selectos.

No entendía cómo, reduciendo su demanda, estaba pagando cada día más.

Le pedí que me dejara las últimas 4 facturas y pronto descubrí donde estaba el problema…

Pero antes de seguir con la historia, me gustaría que siguierais leyendo esta entrada del blog, en donde os doy información sobre las tarifas de acceso para así más tarde poder entender la solución que le propuse a mi preocupada clienta. Espero que os sea útil!

 

¿Qué son las tarifas de acceso?

Son la manera de repercutir a todos los consumidores, según sus características e independientemente de la forma de adquisición de la energía, los costes de red. Es decir, mediante las tarifas de acceso se cobran los peajes de acceso a las redes.

¿Qué incluyen por tanto?

Los costes de red incluyen los costes de:

Transporte, distribución, los costes de diversificación y seguridad de abastecimiento, sobrecoste del régimen especial, así como los costes permanentes (Operador del sistema, operador del mercado, CNE, …)

¿Como se estructuran las tarifas de acceso?

Principalmente se estructuran según sean de Alta o Baja tensión, y dentro de las dos clasificaciones encontramos las tarifas de acceso reflejadas en el cuadro siguiente:

Además, las tarifas se pueden estructurar según contemplen discriminaciones horarias o periodos tarifarios o no. Es decir, establecen diferentes precios de la energía en función de la franja horaria en que se consuma, y según el calendario peninsular de la energía.

Así, por ejemplo, para potencias contratadas superiores a 15 kw, tendríamos que estar en una tarifa 3.0A para suministros en baja tensión y en tarifa 3.1 A para suministro en alta tensión.

Las tarifas 6, corresponden a potencias contratadas superiores a los 450 Kw.

¿Cómo se facturan las tarifas de acceso?

La norma a aplicar se define en el -artículo 8 del Real Decreto 1164/2001, de 26 de octubre- que marca lo siguiente para las tarifas 3.0 A y 3.1 A, cuando el control de potencia se realice por medio de un maxímetro (incorporado en el equipo contador).  La potencia a facturar se calculará según la siguiente fórmula:

  1. a) Si la potencia máxima demandada, registrada en el período de facturación, estuviere dentro del  85 al 105 % respecto a la contratada, dicha potencia registrada será la potencia a facturar.
  2. b) Si la potencia máxima demandada, registrada en el período de facturación, fuere superior al 105 % de la potencia contratada, la potencia a facturar en el período considerado será igual al valor registrado más el doble de la diferencia entre el valor registrado y el valor correspondiente al 105 % de la potencia contratada.
  3. c) Si la potencia máxima demandada en el período a facturar fuere inferior al 85 % de la potencia contratada, la potencia a facturar será igual al 85 % de la citada potencia contratada.

A la hora de elegir una comercializadora de electricidad, hay que tener en cuenta si ésta aplica esta regla o no, pues algunas comercializadoras facturan siempre el 100% de la potencia contratada, incluso cuando el maxímetro da valores inferiores al 85%.

A pesar de estar definido bajo Ley y publicad en BOE, muchas comercializadoras, al definir sus contratos anuales obvian esta forma de facturación, de manera que resulta imposible poder reclamarles el descuento en caso que fuera aplicable. Estas comercializadoras se acogen a que hay un contrato firmado por el cliente en cuyas cláusulas no se especifica esta forma de facturación, con lo cual el valor del contrato prevalece.

Desde la CNE- Comisión Nacional de la Energía- y a raíz de consultas que les he realizado y casos que les he expuesto, me comentan que este hecho es poco ético, pero que no es reclamable, ya que existe un contrato firmado por el cliente en donde no se especifica la manera de cobrar el término potencia según lo publicado en BOE.

Por lo tanto, y volviendo al ejemplo, lo primero que le dije a mi clienta es que:

1º- revisara las condiciones de contrato con su actual comercializadora.

2º- dado que las lecturas de su máxímetro marcaban máximos superiores a la potencia que tenía contratada, le recomendé reducir la potencia contratada. Otro elemento a tener en cuenta es que la reglamentación actual sólo permite cambiar la potencia una vez al año, es por tanto imprescindible asesorarse bien antes de realizar un cambio de este tipo y comprobar que los trafos de la instalación admiten esta reducción.

3º. Le recomendé llevar una contabilidad energética para comprobar mes a mes la evolución de consumos y de este modo poder controlar posibles aumentos de potencia para evitar así penalizaciones.

Y después de estas recomendaciones y de 12 meses de nuevas condiciones contractuales pactadas con su nueva comercializadora los resultados del ahorro son los que se definen en el cuadro de abajo. Mereció la pena !

CONDICIONES ANTERIORES NUEVAS CONDICIONES CONTRACTUALES
Potencia contratada : 25 kW Nueva Potencia Contratada: 15 kW
Lecturas Maxímetro:   12 kW              Facturación según BOE
Total Término Potencia :
25 Kw x 81,46 €/Kw año =2.036,5 € año 12,75 Kw x 81,46 €/Kw año =1.038,62 € año
AHORRO 997,88 € al año

Además, el cambio de comercializadora le supuso ahorros del 19% en el precio de la energía consumida, es decir sobre el Término de Energía, llegando a un ahorro anual de 1.205,20 € anuales.

Con el ahorro total 997,88 + 1.205,20 = 2.203,08 €, ahora mi clienta se propone invertir en iluminación LED para continuar obteniendo reducciones en la demanda de energía y por tanto, reducciones en sus facturas de electricidad.

Y desde green-competence, la seguimos animando para que obtenga mayores ahorros en sus facturas y trabaje de manera energéticamente más sostenible.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s